LIBERACIÓN 2020

En México existen 87 especies de aves de presa, grupo sumamente importante para el funcionamiento correcto de todo ecosistema, debido a que son reguladores de otras poblaciones como roedores, conejos, reptiles y otras aves de menor tamaño.

Las poblaciones de aves rapaces en los últimos años han disminuido debido a la reducción de su hábitat y a la captura de sus ejemplares para ser traficados y vendidos como animales de compañía, o bien para la cetrería.

El aguililla cola roja junto con el aguililla de Harris son las dos especies diurnas más traficados en nuestro país y por lo tanto aquellas que con mayor frecuencia se extraen de su hábitat natural.

SEMARNAT y otras instancias a cargo de ésta secretaria se encargan de dar cumplimiento a la legislación, procurando castigo a los responsables y decomisando a los ejemplares producto del tráfico ilegal. Dichos ejemplares pueden ser canalizados a una Unidad de Manejo para la Conservación de la Vida Silvestre (UMA) ó a un Predio o Instalación que Maneja Vida Silvestre de Forma Confinada Fuera de su Hábitat Natural (PIMVS) que darán hospedaje y cuidado integral a éstas aves en el transcurso en que se resuelve su situación legal o bien hasta que los ejemplares en mala condición física (si fuera el caso) puedan ser dados de alta por el equipo médico especializado del lugar que los haya recibido.

Reino Animal funciona como un PIMVS, y desde su fundación en nuestras instalaciones hemos recibido y rehabilitado diversos ejemplares de 11 especies distintas de aves de presa. Como un Centro de Conservación de la Vida nuestra labor primordial es contribuir al cuidado del medio y de cada especie que ahí habite, por lo que es para nosotros un gusto el poder contribuir  también en la conservación de éstas aves.

PROCESO DE LIBERACIÓN
  1. Evaluación comportamental de los ejemplares candidatos a liberación.
  2. Evaluación del sitio de liberación.
  3. Toma de muestras biológicas para control sanitario solicitado por SEMARNAT.
  4. Envío de muestras a SENASICA.
  5. Recepción de resultados del control sanitario.
  6. Solicitud de liberación a SEMARNAT.
  7. Aprobación de liberación.
  8. Periodo de prueba de antenas para monitoreo por telemetría.
  9. Planeación y estandarización de valores y técnica para el monitoreo de las aves liberadas.
  10. Liberación.
  11. Inicia etapa de monitoreo.